«La esperó» (Parte I)

-Mi querida dama! A sus órdenes!
-Sí! Buenos dias!
-Ni preguntarle lo que desea a esta hora, un café negro, un poco cargado, con tres azúcar
-Siempre da en el blanco mi querido!
-Uhmm! Bolígrafo y papel sobre la mesa hoy, eso me da que quiere llamar la musa temprano…
-(Sonrie) Sí! Tengo cosas pendientes en mi cerebro que debo plasmar. Pero no se cómo empezar, es un poco tedioso el inicio.
-Bueno, ¿y si me cuenta un poco primero, para que vayan fluyendo las ideas y eso?

-Uhmm! Tan curioso mi mozo! (Rie)
-Bueno, es un decir!

-Ok! Le cuento, le cuento… quiero escribirla en tercera persona, no sé! Empezar a narrar la historia desde fuera, sin ser un personaje principal de la misma! Es más puedo escoger ésta misma escena, la nuestra, por ejemplo, que estoy aquí sentada y se la estoy contando a usted, y ahí el desarrollo coge su rienda y va tomando forma. ¿Me entiende?

-Uhmm! Un poco, un poco!

-Como que usted me dice, recuerdo que a veces la veia emocionada hablando en el teléfono diciendo: usted es «La Jefa», cuénteme un poco de esa receptora tan respetable… No sé! algo así! Y por ahí empiezo a contarle la historia!

-Oh! Ok, ok!!! Voy por el café y regreso en seguida!…

Facebook Comments

Cual es tu opinión?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.