Nota cultural –Recordando el huracán George en RD

Hoy, 22 de septiembre, la República Dominicana recuerda con amargura la llegada del huracán George, de categoría 4, que azotó el país el 22 de septiembre de 1998. Al tocar suelo dominicano, sus vientos máximos eran de 250 km/h. Según las evaluacioes del gobierno de entonces, causó la muerte a 250 personas. Además, destruyó miles de viviendas. En la agropecuaria sus daños se estimaron en 7 mil millones de pesos.

Sobre el origen de la palabra huracán, el humanista Pedro Mártir de Anglería (1457 a 1526), español de origen italiano, en su obra “Décadas de Orbe Novo” (Décadas del Nuevo Mundo) (1511), refiere que la palabra “Huracán” es de origen taíno, que significa “centro de viento” (Hura= viento, can= centro), con la que los indígenas caribeños personificaban al Dios del mal. En esa misma dirección, el Popol Vuh, libro sagrado de los mayas, refiere que Hurakán era el dios de la tormenta, el más grande de los dioses creadores, que esparció su aliento en las caóticas aguas, produjo la tierra seca y, luego, con una gran furia e inundaciones, trajo  la destrucción de los primeros hombres que habían enfurecido a los dioses.

Termino esta nota con un pensamiento del inmortal  Johann Wolfgang von Goethe, cito: “El talento se educa en la calma y el carácter en la tempestad”.

 

Facebook Comments

Cual es tu opinión?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.