SEGURIDAD SOCIAL, SEGURIDAD CIUDADANA Y TONY

La Ley 87-01 sobre seguridad social en su artículo 1 reza este poema que dice “La presente ley tiene por objeto establecer el Sistema Dominicano de Seguridad Social (SDSS) en el marco de la Constitución de la República Dominicana, para regularla y desarrollar los derechos y deberes recíprocos del Estado y de los ciudadanos en lo concerniente al financiamiento para la protección de la población contra los riesgos de vejez, discapacidad, cesantía por edad avanzada, sobrevivencia, enfermedad, maternidad, infancia y riesgos laborales. El Sistema Dominicano de Seguridad Social (SDSS) comprende a todas las instituciones públicas, privadas y mixtas que realizan actividades principales o complementarias de seguridad social, a los recursos físicos y humanos, así como las normas y procedimientos que los rigen”.

A pesar del poema anterior pude leer en la prensa dominicana de fecha ocho de abril de año en curso la información siguiente: “El sargento de la Policía Nacional, Jorge Aquino (Tony), quien se suicidó la noche del pasado jueves de un disparo en la cabeza, estuvo pidiendo ayuda de las autoridades desde diciembre del año pasado para costear el tratamiento y el trasplante de hígado que requiere su hijo de dos años de edad, sin embargo ni la propia institución para la que trabajaba le prestó apoyo (Diario Libre Digital de fecha 08/04/2018).

Que habrá pasado con Jorge Aquino (Tony), un ciudadano encargo de la brindar seguridad a la población dominicana a través de los servicios que prestaba como agente de la Policía Nacional-independientemente de las falencias que tiene ese cuerpo del orden-donde se supone que debía haber recibido la ayuda necesaria para que su vida y la de su familia fuera al menos llevadera, al parecer el poema de una ley que data de hace más de 16 años solo ha servido para enriquecer a unas ARS, AFP que día a día drenan los exiguo recursos que recibe la mayoría de la población fruto de su trabajo.

La seguridad social se ha convertido en parte de la inseguridad ciudadana, pues partiendo de la decisión que tomo ese agente policial de quitarse la vida, pudo haber tomado decisiones más drásticas y de consecuencias más funesta para muchos miembros de la sociedad, solo basta imaginar un agente policial que la institución pone en sus manos un vehículo Nissan Frontier que cuesta más de un millón de pesos, un arma de fuego que oscilan en más de cien mil pesos, vestimentas, focos, capas, etc.-que enriquecen unos empresarios y políticos-pero lo mantiene con un sueldo real de menos de diez mil pesos mensual, cuando la canasta básica familiar ronda los treinta mil pesos mensual.

Si unimos lo anterior a la falta seguridad social para su hijo enfermo, su esposa según los vecinos le reclama la falta de medicamentos para mantener su hijo con vida. ¿Qué podría pasar por la mente de ese ciudadano? Imagino que muchas cosas, tomo la decisión que entendía era más digna para su vida, casarse con la muerte.

Una decisión cobarde para muchos, pero una salida que le resolvió el problema de ver a su hijo sufriendo sin poder hacer nada, pudo haber tomado otra decisión como decidir utilizar su arma para atracar, ya que un gran porcentaje de los atracos que intranquilizan la seguridad ciudadana provienen de agentes policiales, también pudo haber decidido quitarle la vida a su esposa e hijo y luego suicidarse e incluso pudo llegar a un estado de frustración tal que la seguridad de sus vecinos, compañeros de trabajo o cualquier ciudadano quedara expuesta por las condiciones psicológicas que estaba atravesando Tony, creo que podemos dar gracias a Dios que tomo una decisión que solo puso en riesgo su propia integridad.

Más que cobardía podría tratarse de un acto de valor, pues se necesita mucho valor para ponerse el arma en la cabeza y quitarse el bien más preciado para los seres humanos, antes de poner en riesgo a otras personas. Por eso entiendo que la inseguridad social en la que vive la mayoría de la población dominicana, pone en riesgo la seguridad ciudadana, en el caso de Tony-cualquiera de nosotros puede ser Tony-decidió morir con dignidad antes que seguir viviendo sin ella.

 

 

 

 

Facebook Comments

Cual es tu opinión?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.