Ante el Espejo

Se miró en el espejo y todo lo que vió alli era aquello que nunca habia soñado. Su mundo estaba roto. Se olvidó de si misma, y la depresión la abrazo como una amiga que trata de consolarle por siempre, pero ella no llegó sola, estaba acompañada de la ansiedad , la apatia , la desesperación y el miedo, y a todos le dió entrada a su vida.

Siguió respirando pero moria dia a dia y nadie a su alrededor se daba cuenta.  Continuaba normal pero su vida  agonizaba en cada paso que daba, aun asi seguia mirandose al espejo, odiandose, reprochandose y maltratandose por sus defectos; ella misma era su peor enemiga.

Recordó su niñez y se odió más. Recordó su juventud y se derramó en lagrimas.

Ese dia, hacia un recuento de su vida frente al espejo, con un frasco de pastilla en sus manos y con su amiga la depresión acariciandola, se miraba una y otra vez en el espejo, todo quedó en silencio.

Sus lágrimas seguian corriendo  por sus mejillas. En ese mismo instante recordó una frase de Oscar Wilde «Amarse  asi mismo, es el comienzo de un Romance Eterno» y con una mirada perdida, volvió a mirarse allí y se dijo a si misma: «no me amo», allí está el problema, no tengo un romance conmigo misma, sino mas bien, una guerra que me destruye  dia a dia.

La mañana siguiente, salió a buscar ayuda, para divorciarse de la depresión y sus acompañantes. Ese dia fue el inicio de un nuevo comienzo, hoy miró al espejo y vió a una persona que se perdonó, capaz de superar las adversidades, dispuesta a sanarse y ser mejor persona. Se miró nuevamente, y vió una mujer dispuesta a transformar su mundo.

Facebook Comments

Cual es tu opinión?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.